Ingredientes:

  • 4 huevos camperos
  • patatas
  • 750gr de guisantes
  • 3 dientes de ajo
  • aceite de oliva
  • 1 hoja de laurel
  • tomillo, hinojo y un poco de perejil.
  • sal y pimienta
  • azafrán

Preparación:

  1. En una cazuela de barro, yo no puedo por la inducción pero para el pueda mejor, se pone una cebolla picada y cuatro cucharadas soperas de aceite.
  2. Se ablanda la cebolla a fuego suave, sin dejar que dore, se añaden a continuación 5 o 6 patatas -preferiblemente amarillas porque se chafan menos- cortadas en rodajas de 1 centímetro. Se remueven las patatas un momento en el fuego pero sin dejar que se doren.
  3. Se echa un litro de agua hirviendo y 750 gr de guisantes frescos pelados y tiernos de un calibre similar, se echan 3 dientes de ajo aplastados o pelados, un ramillete compuesto por media hoja de laurel, una brizna de tomillo y de hinojo y un poco de perejil. Todo bien atado.Se sazona de sal, pimienta y azafrán. Se tapa y se deja cocer.
  4. Al cabo de 20 minutos, mas o menos se prueba si la patata esta hecha y si esta lista se escalfan cuatro huevos, separándolo bien el uno del otro, que se dejan 4 minutos, se sirve.
Yo en este caso he hecho el huevo a 60º, una hora, en la la thermomix a velocidad 2 y le he añadido unas habitas que me han regalado muy frescas.